Actualidad

Cómo afectan las persianas al estándar passivhaus

Actualidad

persianas passivhaus

Después de 25 años colocando persianas, pensemos en voz alta. ¿En qué podemos contribuir al ahorro energético y por tanto a la construcción de casas pasivas?

En estos tiempos en los que nos vuelven locos los números, las cifras, la transmitancia térmica y acústica, la permeabilidad, etc., nos colocamos ante las juntas de sellado, las barreras de vapor, las ventanas con transmitancia inferiores a 1.5 W/ (m2K), con vidrios con transmitancia inferiores a 0.8 W/ (m2K), más un larga lista de componentes que se utilizan tanto en construcción como en renovación. Entonces, ¿qué podemos aportar para conseguir un edificio de consumo casi nulo?

La persiana es el patito feo del hueco a cubrir, cualquier persiana por simple que parezca nos puede multiplicar las prestaciones en la eficiencia energética de un edificio.

Existen diferentes tipos de persianas:

  • Enrollable
  • Enrollable orientable
  • Apilable graduable

La instalación de éstas es casi siempre por el exterior que es realmente donde se pretende evitar las adversidades meteorológicas puesto que se crea una cámara de aire entre la persiana y la ventana, llegando a esta última menos frío o calor dependiendo de la estacionalidad anual y siempre con el objetivo de mantener el aislante de calor o de frío.

Los modelos enrollable-orientable y las apilables graduables, son la mejor solución adaptada a la construcción eficiente y por tanto al estándar PASSIVHAUS.

Podemos controlar la luz solar consiguiendo así un elevado ahorro energético. En verano, podemos protegernos de los rayos del sol y controlar la luz deseada en la estancia con el consiguiente ahorro de aire acondicionado y beneficiarnos de la luz natural. Por otra parte, en invierno con su apertura máxima, podemos proyectar los rayos del sol en el interior ahorrando así en luz artificial, consiguiendo confort sin la necesidad de consumir energía.

Con este tipo de persianas lo que conseguimos es una calificación superior en el edificio ya que las simulaciones con los programas CALENER y LIDER así lo certifican en tres simulaciones realizadas por el laboratorio Ambialia en las ciudades de Sevilla, Madrid y Barcelona.

 

Todos los modelos existen en diferentes colores y texturas por lo que dan a nuestra fachada la personalidad y la vista deseada.

 

Combinándola con automatismos hacen que nuestra fachada sea viva y dinámica para un mejor aprovechamiento de la energía consiguiendo así un Edificio de Consumo Casi Nulo (ECCN).

Beneficios:

Distribución de la luz

                              Reducción del reflejo

                              Reduce la fatiga ocular

                              Ofrece privacidad.

Es el complemento ideal a las construcciones PASSIVHAUS por la protección que ofrece con su barrera térmica. Con las ventanas de última generación conseguimos grandes aislamientos, con los cristales de control solar conseguimos graduar las temperaturas pero si además le sumamos una persiana por el exterior podemos multiplicar las prestaciones o en su defecto conseguir los mismos valores invirtiendo menos dinero. Además de controlar la luz, podemos oscurecer la estancia en este país en el que tanto sol tenemos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

We take processes apart, rethink, rebuild, and deliver them back working smarter than ever before.